La Vega Baja es un territorio con una personalidad territorial y cultural muy marcada que ha experimentado uno de los crecimientos más importantes del eje mediterráneo europeo en los últimos años, tanto en población como en urbanización. La tradicional vocación agrícola del área funcional ha experimentado una fuerte transformación en los últimos 20 años de la mano de la actividad turística y constructora que se ha desarrollado, no sólo en los municipios litorales sino también en municipios de la segunda línea de costa. En esta difusión territorial también la industria ha tenido un cierto protagonismo; especialmente, en el sector agroalimentario en el que este área funcional cuenta con un gran potencial. El desarrollo de este sector y de otras actividades innovadoras, como la reciente ubicación de un centro mundial de investigación sanitaria en Torrevieja, le permitiría diversificar su estructura económica hacia un modelo económico más sostenible y menos intensivo en el consumo de recursos naturales.

Para aprovechar estas oportunidades territoriales, mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y el desarrollo sostenible del territorio, sobre el Área Funcional de La Vega Baja se propone una gran visión estratégica con el horizonte del 2030 que consiste en “ser uno de los espacios más competitivos del arco mediterráneo europeo a través de la diversificación de su estructura económica y del mantenimiento de su personalidad territorial”.

Para ello, es prioritaria la consecución de los siguientes objetivos generales y específicos:

 La infraestructura verde.

Consolidar una Infraestructura Verde, como sustrato territorial, que permita conservar y poner en valor los activos ambientales, paisajísticos y culturales del territorio.
a. Conectar los ecosistemas litorales y los de interior a través de un sistema de corredores territoriales y biológicos.
b. Restaurar los ecosistemas fluviales, las zonas húmedas y los espacios litorales de mayor valor.
c. Conservar y poner en valor el extraordinario patrimonio ambiental y cultural del área funcional.

 El sistema de asentamientos en el territorio.

Desarrollar un sistema de asentamientos que ocupen el territorio de forma racional y mejoren la calidad urbana, la eficiencia económica y la prestación de servicios para el conjunto de la población.

a. Definir un conjunto de nodos urbanos estratégicos para mejorar el acceso de los ciudadanos a los equipamientos sociales.
b. Proponer un conjunto de áreas estratégicas para mejorar la calidad del espacio urbano.
c. Proponer un conjunto de ámbitos estratégicos para la implantación de nuevos usos económicos en el territorio.

 Las infraestructuras de comunicación, energéticas e hídricas.

Diseñar un esquema de infraestructuras de comunicación, hídricas y energéticas que permitan la mejora de la competitividad global del área funcional.

a. Proponer un conjunto de infraestructuras de vertebración externa e interna para la mejora de la conectividad global del área funcional
b. Desarrollar actuaciones que permitan mejorar la movilidad sostenible en el área funcional.
c. Definir un esquema de infraestructuras energéticas, hídricas y de telecomunicaciones para evitar la discriminación territorial en la implantación de actividades económicas.

 Actividad económica e innovación.

Desarrollar nuevas actividades económicas basadas en la cualificación del territorio y la innovación.

a. Fomentar la puesta en marcha de fórmulas innovadoras de la actividad turística mediante la asociación del litoral y el interior.
b. Proponer actividades económicas innovadoras basadas en los sectores industriales.
c. Proponer nuevas actividades económicas innovadoras basadas en los servicios.